El salseo: la nueva prensa rosa de Internet

 En Actualidad, Audiovisual, Entertainment, Social Media

Atrás quedaron frases como “Andreita, cómete el pollo” o “Cañones para mi persona”. Internet ha supuesto un cambio tan radical en las formas de comunicación, que ha desarrollado su propia prensa rosa: el salseo. Un esperpento nada despreciable que está pasando más o menos desapercibido para la mayoría de los mortales, pero que no está de más pararse a analizar.

Los “famosos” ahora son “influencers” y su fama no se debe a hazañas televisivas, sino a haber conectado con el público más joven en las plataformas digitales. El panorama ha cambiado.  De hecho, hay muchos más influencers que famosos, ya que el mundo de Internet es mucho más accesible y no exige acostarse con nadie para hacerse un huequecito. Además, el hecho de que todos estén interconectados a nivel mundial gracias a Internet, hace posibles dilemas entre influencers de distintas partes del mundo. Vamos, que tenemos salseo para una eternidad.

En este variopinto contexto, surgen nuevos términos como “hatear” o”stalkear”. La nueva prensa rosa tiene su propio lenguaje, que no es otro que el de Internet y que no se da solo en la creación de nuevas palabras, sino que también se crean expresiones como “¡se llama Marlos!”,  que se podría comparar al clásico de Belén Esteban:  “yo por mi hija MA-TO”.

El salseo no tiene piedad. Cualquier excusa es buena para desatar una tormenta. Es algo de lo que ha bebido de su hermana mayor, la prensa rosa televisiva. Esto se ve  en la incontable cantidad de amenazas, insultos y calumnias que reciben diariamente los “influencers” por cualquier cosa, muchas veces por su aspecto físico o por sus decisiones personales.

Características del salseo

El debate se ha trasladado de la televisión y los salones de peluquería a las redes sociales y, en estas plataformas, los formatos son variopintos. Al menos, esta nueva prensa rosa, nos está dejando una gran variedad de memes, vídeos, gifs, hilos de Twitter… El cotilleo ha ganado en creatividad, por romper una lanza a su favor. No todo va a ser malo.

Puede que esta variedad de formatos y la ubicuidad sean los elementos que conquistan al público más joven. Formatos mucho más amigables para ellos, con los que se identifican.

Las redes sociales y las plataformas de vídeos donde ha crecido la nueva generación de famosos, a veces son un arma de doble filo para ellos. Sí, les han ayudado a crecer y a que gocen de todo tipo de lujos, pero a algunos también les ha salido cara la fama. De hecho, hay quienes incluso no las quieran volver a usar debido a la toxicidad y a la falta de privacidad. Es el precio de la fama.

Un ejemplo está en el youtuber “elrubiusOMG”, que lo ha pasado realmente mal por el acoso mediático y la presión que ha sufrido por parte de los fans: “Cada vez es más la presión cuando hago vídeos, hay más gente opinando sobre ti, cosas buenas y cosas malas, y he llegado a un punto de que no puedo soportarlo más. Necesito descansar“.

Pero como sabemos, todo ying tiene su yang. Mientras que unos viven queriendo que su vida no sea pública y que los medios no se aprovechen de ello, otros pretenden lo contrario con tal de hacerse más famosos o ganar más dinero. Algo similar a lo que ya pasaba en el mundo del famoseo clásico.

Una batalla de desgaste, a ver quién aguanta más. A esto se dedican algunos de los influencers más seguidos de nuestro tiempo. Se dedican vídeos públicos, tweets, instastories…Y luego sus ejércitos de fans (o bots) se dedican a rematar con comentarios de todo tipo, menos constructivos. 

Uno de los ejemplos de salseo más conocidos en YouTube España es el de DalasReview vs Miare’s Project que se han enfrentado unas cuantas veces por temas de maltrato, por la custodia de un perro, por falsas acusaciones…Y todo esto de forma pública a través de vídeos y tweets. OMG. 🤢

salseo-dalas-miare

Pero no solo los influencers se lucran de este panorama, también hay una inmensa cantidad de vídeos y canales de salseo, los sucesores de los grandes tabloides. Canales cuyo contenido se basa en recopilar todos los enfrentamientos entre “influencers” para después dar su opinión o versión de los hechos. Incluso se llegan a abrir canales de Youtube para una polémica en cuestión, única y exclusivamente para esa polémica. Por tanto, no solo los youtubers se lucran del salseo que generan. “Nauterplay” y “JaviOliveira” son dos ejemplos de este tipo de canales, equiparables al Salsa Rosa o al Aquí hay Tomate.

El papel de los usuarios y de las marcas

Al otro lado de las pantallas están los usuarios, que han cambiado  mucho con respecto a los espectadores de los programas de la televisión o los lectores de las revistas. Los usuarios de la prensa rosa en Internet son un público joven, en gran parte adolescentes, interesados por la vida de los famosos de Internet y familiarizados con los botones de comentar, compartir, rt, mg, uso de memes, etc.

Gracias a estas herramientas, la posibilidad de interacción es mucho más amplia y sencilla por parte del público que, en este nuevo paradigma, actúa como “prosumidor” y contribuye a la viralización de todo este tipo de contenido basura.  Ser parte del debate es tan sencillo como coger el móvil y escribir un hashtag.

Desde luego que este nuevo paradigma es negativo, pero ¿qué papel juegan las marcas y la publicidad en todo esto? Desde que el marketing de influencers empezó a ser una herramienta rentable, miles de marcas se han aliado con estos canales para promocionar sus productos y lograr una mayor conexión con su público objetivo. Sin embargo, ante este nuevo paradigma de contenido basura, las marcas se ven obligadas a ir más allá de las cifras y tener también en cuenta los valores que transmiten los influencers con los que colaboran.

Ante polémicas como la de Dalas, muchas marcas deciden retirarse del ruedo y finalizar sus contratos con estos influencers. Otras se mantienen posicionándose indiferentes. Y otras, como nosotros 🤣, emprenden estrategias de marketing reactivo para sacar partido cuando surgen estas polémicas y obtener más visibilidad. ¡Ups! 🤦‍♀️

¿Acabará Internet por desbancar a la clásica prensa rosa? ¿Se trasladará el contenido basura definitivamente a las redes sociales? ¿Llegará a invadir Internet este tipo de contenidos? ¿Y qué papel jugarán las marcas en el nuevo paradigma?

Cuéntanos tus impresiones en los comentarios. 😉

 

 

MÁS POSTS

COMENTARIOS

¿EN QUÉ PODEMOS AYUDARTE?

Desde un logo hasta una campaña concreta. Descubre los servicios que nuestra agencia de publicidad te ofrece.

¿No es legible? Cambiar el código. captcha txt